1955—El primer grado

1955—El primer grado

Mi turno de matricularme en el primer grado en la Escuela Primaria Heroes de Chapultepec llegó a los 7 años. Sin duda alguna, mi primer día fue un desastre, pues estaba con los nervios en punta. Mientras que la mayoría de los estudiantes venían de la escuela de parvulitos, y ya se habían aclimatado al ambiente de la escuela, yo me sentí como un gallo en corral ajeno. Ese día la maestra nos dijo que nos paráramos afuera de la clase y entráramos uno por uno para que ella pudiera chequear nuestros nombres. Luego se sentó en un mesabanco a un lado de la puerta con cuaderno y pluma en mano. Cuando llegó mi turno, pensé que me moría.

—¿Cómo te llamas? —me preguntó—.

—Luciano —le dije, temblando como un perrito—.

—¿Y tú apellido? —. Ahora—esa era la pregunta que yo estaba anticipando y temiendo por un largo tiempo. Pero sabiendo que esto iba a suceder en mi primer día, mi madre me había preparado en casa a decirlo bien, y yo había fallado.

—Araña —dije entre dientes—.

—¿Queee? ¿Qué fue eso que dijiste?

 

XXXXXXXXXXXXXXX END OF SAMPLE XXXXXXXXXXXXXXX

 

 

1955—La tienda: tercer round (Español)

Leave a Reply